Foursquare vs. Gowalla y los demás

Llevo semanas prometiendo este artículo: el artículo que traerá el equilibrio a la discusión sobre qué aplicación de geolocalización y recomendaciones debo usar. Ahora sólo espero estar a la altura de hype creado y que no me mandéis un ataque de denegación de servicio por fantasma.

Fantasma, sin duda un término que debe sonar mucho por las oficinas de Foursquare porque para ellos la competencia debe ser poco más que eso, fantasmas que susurran al oído sobre pretensiones de pasado y de futuro. Si atendemos a las apabullantes cifras de usuarios, los de Foursquare realmente pueden dormir tranquilos, pero como dice @ger7 en mi último podcast (suponiendo que lo hayas podido oír sin que se te frían los sesos) también hubo un tiempo en el que nos preguntábamos si Facebook podría desbancar a myspace.

Y es que realmente parece que ahora mismo este mercado se divide entre Foursquare por un lado y por otro todos los demás, encabezados por Gowalla. Vamos a ver un poco más en detalle este nuevo sector del mercado de las aplicaciones y servicios web. No soy el primero que lo hace, pero tengo mi punto de vista 😉 así que aquí va uno de los artículos más extensos jamas escrito en este blog.

Como ya hemos indicado, Foursquare es el líder en este momento. Si bien ya quedó claro en el podcast 32 que no fue el primero en golpear, sí fue de los primeros y quien lo hizo más certeramente. A mediados de abril alcanzó la cifra de un millón de usuarios y empezaron a sonar rumores de compra por parte de Yahoo. Foursquare no se limita a ofrecernos la posibilidad de hacer checkin en los lugares a los que vamos; nos propone un juego de acumulación de puntos y premios en función de los tipos de sitios que visitamos, y también la atractiva posibilidad de convertirte en el mayor de tus lugares más frecuentados. Al ser el mayor podrás beneficiarte quizá de las ofertas que hagan los distintos negocios para sus mayors. Lo interesante de este juego es que se comprende enseguida, basta usar la aplicación unos pocos días y ver lo que hacen tus contactos para comprender rápidamente a qué estás jugando y empezar la caza del premio (badge) y del mayorazgo de tus sitios preferidos. Sin embargo no todo es fantástico en Foursquare, ya que el juego tiene un límite.

En función de tu forma de vida, hay un límite de badges que puedes conseguir. Yo ahora mismo tengo esos 10 badges y es muy difícil que pueda conseguir alguno más a medio plazo, por lo que esa parte del juego ya ha perdido interés para mí. Por ejemplo, el badge Photogenic se obtiene cuando has ido a tres sitios que tiene el tag «photobooth», es decir, que tienen un «fotomatón» ¿Mande? Creo que no he visto una de esas máquinas desde hace años, salvo al lado de la comisaría de policía donde hacen el DNI. El badge Jobs, que te lo dan por hacer checkin en tres Apple Stores distintas, no lo obtendré hasta que no abran Apple Stores aquí, porque aunque visité la de Londres hace poco, no había Wi-Fi libre para poder hacer checkin desde el iPhone y no iba a activar el roaming de datos sólo para eso y pagar a 3 € el checkin 🙁 . Hay más badges relacionados con tu forma de vida (ir al Starbucks, a pizzerías, a karaokes…) que pueden permanecer fuera de tu alcance, así que lo de conseguir badges es un juego que tiene su final para cada usuario.

Una vez que el juego en sí queda limitado, nos restan dos opciones. La primera es participar en las promociones y juegos que ofrezcan los negocios y la segunda sería poder proponer cosas similares como usuario. Ya sabemos que en USA son varios los negocios que están haciendo ofertas especiales para los mayors y proponiendo juegos en Foursquare, pero en España de esto no hay nada de nada ni creo que lo haya siquiera a medio plazo. Respecto a las propuestas de los usuarios, en Foursquare los usuarios no pueden hacer nada que no sea editar los sitios que cada uno haya creado. Se puede proponer la creación de nuevos badges, pero no creo que prospere la solicitud de crear el badge Mercadoner, por conseguir ser el mayor de 5 Mercadonas distintos.

Por otro lado, Foursquare tiene un pequeño problema y es que tiene mucho ruido, muchísimo ruido. Se trata de una aplicación para que digas dónde estás, qué te parece y puedas hacer y recibir recomendaciones de otros usuarios. ¿Qué sentido tiene entonces hacer checkin todos los días en tu casa o en tu trabajo? Aunque Foursquare no te anima a hacer esto, tampoco te desanima, y así encontramos miles de sitios llamados «Mi casa», «Casa de mis suegros» y cosas similares. El abanico de sitios donde puedes hacer checkin con Foursquare es tan amplio que ya roza lo absurdo, como por ejemplo la posibilidad de hacer checkin en un avión (?) o en un barco (?). La lista de tipos de restaurante es tan extensa como quizá inútil fuera de USA, porque un restaurante «normal» de aquí lo tengo que etiquetar como «spanish» cuando para mí un restaurante español es simplemente un restaurante.

Por lo tanto, encontramos que el juego de Foursquare puede desencantarnos a medio plazo, y así lo confirma este artículo de Mashable, donde hablan de que los usuarios de Gowalla permanecen más enganchados.

Gowalla, el otro. Una vez que hemos hablado tanto de Foursquare, es más útil hablar de Gowalla en términos de comparación. Gráficamente, Gowalla le da mil patadas a Foursquare y a todos los demás competidores. La aplicación confía ciegamente en el GPS ya que sólo puedes crear un sitio cuando estás en él mediante tu dispositivo móvil; una vez que estés delante del ordenador lo único que puedes hacer es mover un poco el pin sobre el mapa para ajustar la localización, pero no puedes introducir la dirección, el teléfono ni esas cosas. Para todos esos detalles, Gowalla se confía a Google, donde la información puede estar o puede no estar, así que la aplicación no nos sirve como directorio, cosa que sí hace Foursquare, al permitirnos almacenar direcciones y teléfonos de los sitios (aunque no estén los teléfonos accesibles desde el iPhone). Sin embargo Gowalla te permite añadir fotos sobre el sitio donde estás, aunque a diferencia de Foursquare no tiene establecido un espacio para añadir expresamente recomendaciones; las puedes poner a modo de comentario. En Gowalla también tenemos un juego; consigues premios (pins) por hacer determinadas cosas y de manera aleatoria la aplicación te regala objetos. Los usuarios pueden coger y dejar objetos en los sitios a los que vayan; si dejas un objeto en un sitio que has creado te conviertes en founder de dicho sitio, algo por lo que se supone que Gowalla te premiará en un futuro incierto.

Como podéis ver, el juego que propone Gowalla es menos evidente y más difícil de seguir, pero sin embargo Gowalla da mucho más poder al usuario. En Foursquare es relativamente sencillo convertirse en Super User, un badge que te autoriza a editar los lugares que tú has creado. En Gowalla, cualquiera puede editar los sitios que ha creado, pero algunos consiguen convertirse en miembros del Street Team Elite, que pueden editar cualquier sitio en su zona de influencia, llegando incluso a poder fusionar sitios duplicados; en Foursquare eso sólo lo pueden hacer los propios programadores. Para llegar a este grupo de élite debes mostrar un impecable historial de creación de sitios interesantes y con todo lujo de detalles, fotos e información. El cuidado lo es todo para Gowalla y aquí radica su principal diferencia con Foursquare, donde como hemos dicho puedes hacer checkin en casi cualquier cosa que se te ocurra. En Gowalla son bastante más exquisitos y te animan a hacer sólo chekins que sean interesantes y que añadan valor, como bien se puede leer en su guía para crear y editar sitios. Pero no dejemos de hablar del poder del usuario porque en Gowalla cualquier usuario puede crear trips, esto es, propuestas de recorridos en su ciudad ¡qué grande! Una manera genial de mantener vivo el juego en tu ciudad y de dar la bienvenida a los turistas. Si tu trip es del gusto de Gowalla, te lo convierten en featured y le dan su propio logo, el cual se convertirá en un pin para la gente que haya hecho el recorrido 🙂 . En estos momentos mis contactos en Gowalla han creado cuatro trips distintos: Un día en Aranjuez, Mexicanos en Madrid, Hamburgueséa por Madrid y Mini ruta friki/geek por Alicante. Yo podría crear, por ejemplo, Ruta Apple en Murcia, incluyendo todos los distribuidores PERO para poder crearla, antes deben de estar todos creados en Gowalla, y como sólo se pueden crear in situ, pues me tengo que hacer yo previamente el tour si quiero crearlo. Esto le da un toque de «realismo» a Gowalla que es precisamente el que buscan sus creadores: sólo sitios que hayan sido de tu interés y se «merezcan» el checkin que les haces. ¿Problema? El de siempre. Me hubiera encantado hacer el trip llamado London Tourist Trot, pero en el extranjero sin conexión en roaming no eres nadie 🙁 . Gowalla también tiene sus detalles; por ejemplo, crearon un pin especial para el Santiago Bernabéu el pasado sábado, con motivo de la final de la Champions, pero sólo tres tíos hicieron checkin 🙁 . También puedes crear sitios que no sean sitios en sí, sino eventos; así, en vez de hacer checkin en un palacio de congresos, harías checkin en el congreso o conferencia en el que estás, lo cual tiene mucho más sentido.

Foursquare está mucho más poblado que Gowalla, mucho más. Para comprobarlo tomamos el Apple Store en The Woodlands, tanto en Foursquare como en Gowalla. A fecha de hoy desconozco si hay un factor de corrección territorial, esto es, si Gowalla es mucho más popular en los países de la OPEP, por ejemplo, pero creo que más bien la distribución será uniforme.

¿Hay más opciones? Las hay. Brighkite fue el primero; estuve dado de alta y luego incluso borré mi cuenta porque no le veía interés. Su geolocalización era más básica (posiciones en el callejero, no sitios o negocios) y no te proponían ningún juego. Me acabo de dar de alta y veo que sigue igual; en Murcia hubo una señora que le dio mucho uso y por supuesto tenemos a nuestro spammer local «inglés-garantizado», omnipresente en todas las redes sociales, pero no he visto nada más que me incite a probarlo de nuevo. 11870.com es la propuesta española, un directorio que ya contiene muchísimos datos de negocios, con lo que le lleva la delantera a los otros servicios. La pega es que sólo permite checkins desde hace poco y parece que lo hacen más por moda que por otra cosa, porque no termina de tener un objetivo claro. Y es una lástima, porque en la máxima localización de este tipo de cosas es donde radica su interés; seguro que 11870 podría conseguir que algunos negocios españoles hicieran ofertas para mayors y cosas parecidas, pero de momento no se les ve por la labor. También española es la más reciente propuesta, Metroo, una aplicación que está todavía muy verde y que de momento sólo está activa en algunas ciudades. No tiene app para el iPhone (sí para Android) por lo cual entenderéis que no he podido probarla «en ruta». Hace poco ha sufrido una actualización y ahora, en lugar de ser tan sólo una aplicación para encontrar negocios en tu ciudad, decir que has estado en un lugar concreto en tiempo real y comentar sobre esos lugares, es una aplicación donde además participas en el juego de Metroo. Esto significa que tu actividad desde la aplicación te permite ganar metroos (la moneda que utilizamos en el juego de Metroo), pujar por ser el Dueño Virtual de los diferentes sitios y subir posiciones en el ranking de tu ciudad hasta convertirte en el Alcalde Virtual de la misma.

Llevo más o menos un mes usando simultáneamente Foursquare, Gowalla y 11870; aparte de serios problemas mentales, esta estrategia me ha servido para darme cuenta de mis preferencias reales. Prefiero Gowalla, pero me resisto a abandonar Foursquare porque ya tengo cierta posición allí y además es mucho más usado en Murcia, muchísimo más. 11870 lo uso poco porque cuando el sitio donde quieres hacer checkin no está, te obliga a darlo de alta incluyendo la dirección, y eso es un rollo. Además, la app del iPhone peta que da gusto, y la de Gowalla también va necesitando una actualización.

La cosa no acaba aquí, porque tenemos tres francotiradores. En este mundo 2.0 en el que vivimos existe una pregunta fundamental cuando queremos llegar al usuario ¿vamos a traer al usuario a nosotros o vamos a ir donde ya está? Si decidimos ir a donde ya está, una estrategia en ese sentido sería potenciar nuestra página de Facebook en vez de nuestra web, porque ya hay millones de usuarios en Facebook y será más fácil contactar con ellos allí. Eso han debido de pensar los tipos de Tuenti, que acaban de añadir los checkins a su red social para adolescentes españoles; la verdad es que lo tienen todo para triunfar: localización (están aquí en España y dialogan con las empresas españolas) y un público objetivo de nicho (los zagales). La pena es que me voy a perder ese triunfo; estuve dado de alta en Tuenti durante unas semanas y me di de baja cuando me percaté que entre los estados civiles disponibles no estaba «casado» 😉 . Evidentemente aquel sitio no era para mí. En la misma línea que Tuenti se ha pronunciado Facebook, lo cual es para echarse a temblar; no sé qué capacidad de localización tiene Facebook pero ya son muchos los negocios que tienen ofertas para los «fans» de sus páginas y realmente, de cara a la pregunta con la que abríamos este párrafo, partir de una base de MILLONES de usuarios registrados ayuda ¿verdad? Eso ha debido pensar McDonald’s, que es la empresa que va a abrir fuego en esta nueva característica de checkins de Facebook.

Si lo piensas bien, esto de los checkins toca uno de los puntos económicamente más interesantes de Internet: la publicidad. Todas las ofertas especiales y cosas así que se ofrecen en estas aplicaciones son fruto de contratos publicitarios entre las empresas y dichas aplicaciones. Y si alguien toca una sola guinda del pastel publicitario de Internet, Google despierta y ataca. Parece que el gran gigante de Internet también va a meterse en este asunto para no perder comba en esta nueva guerra por el mercado publicitario local. Ésto, que en otros tiempos sería esperado y deseado, se reviste ahora de dudas para mí. Las últimas actuaciones de Google en el mundo 2.0 no terminan de convencer a nadie (Buzz y Wave). Según se indicó en el Google I/O de la pasada semana, la API de Google Latitude estará disponible para que lo usen terceros en sus propias aplicaciones de checkins, pero no me quedó claro si se limitan a ofrecerla a terceros o si van a potenciar de alguna manera los checkins que ya se pueden hacer entre Buzz y Latitude.

Espero que este extenso artículo os haya servido para haceros una idea de lo que hay y de lo que puede venir en el terreno de las aplicaciones de geolocalización y recomendaciones; hay un asunto que no he tratado y es lo que suponen estas aplicaciones respecto a la privacidad, pero ese es otro tema que además creo que merece un podcast.

La foto que preside el artículo es de nan palmero

13 ideas sobre “Foursquare vs. Gowalla y los demás”

Los comentarios están cerrados.