La retirada silenciosa de la FitBit Force

Comentaba en el Emilcar Daily de esta mañana que ha raíz de este artículo de AppleWeblog me he enterado de que FitBit retiró su modelo Force como respuesta a los sarpullidos que la pulsera provocaba en algunos usuarios especialmente sensibles al níquel. Repito esta historia aquí en el blog porque no quiero ser partícipe del hecho más significativo para mí de todo esto, precisamente lo que comentaba en el podcast: el silencio entorno a esta historia.

Quizá en los comentarios podáis demostrarme que estoy equivocado pero si no llega a ser por este artículo que cito, que comenta las declaraciones del CEO de FitBit ya a toro pasado, no me hubiera enterado de nada. Creo que, siendo un evento muy relevante, la repercusión que ha tenido en blogs y en twitter ha sido casi nula. Evidentemente ahora buscas en Google y te encuentras con varios artículos en varios blogs, entre el 21 y el 23 de febrero, donde podemos encontrar a Engadget y Gizmodo, que son dos titanes. Sin embargo, pese a estar bastante publicado en otros blogs menores, la falta de reacción en Twitter y sobre todo la falta de artículos de opinión de los opinadores habituales es lo que ha hecho que esto pase desapercibido, entiendo que para la mayoría.

Si repasamos la cuenta de twitter de FitBit España, podemos ver cómo el 24 de febrero contesta que ignora la fecha de lanzamiento en España pero ya a partir de unos días después comenta que se ha retirado del mercado y aplazado evidentemente su lanzamiento internacional; siempre en respuestas a otros usuarios, nunca como mensajes independientes de aviso a todo el mundo. Las actualizaciones de software prometidas, que incluían ciertas características estilo Pebble de aviso de llamadas o mensajes, se ha pospuesto hasta el teórico relanzamiento del dispositivo.

La pulsera actualmente disponible, la FitBit Flex, es un producto que salió en mayo de 2013 y que inicialmente enamora, pero pasados los meses te preguntas en qué momento pensaste que era buena idea tener que andar dándole golpes a la pulsera para interactuar con ella. Por ello en su momento alabé la rápida reacción de FitBit, sacando rápidamente la Force, un modelo que corregía aquellos errores y añadía nuevas funciones, adelantándose sin duda a la competencia que recién en el MWC han presentado sus reacciones, justo cuando FitBit ve perder la ventaja obtenida.

Dejar un comentario

4 ideas sobre “La retirada silenciosa de la FitBit Force”