Domótica para pobres

Como cada año, el capítulo navideño de iCharlas remueve las conciencias y sobre todo los bolsillos. Este año he salido más o menos bien parado, pero no he podido evitar abundar en uno de los conceptos que desarrolla @phroc en dicho podcast sobre la domótica, y es que a veces la solución más sencilla y más barata puede ser la que te sea de más utilidad.

En ese sentido yo llevo tiempo en casa usando domótica de baja impedancia, algo que sin duda podríamos llamar domótica para pobres y que de momento me está sirviendo para controlar algunas cosas muy básicas sin necesidad de meterme en centralitas y módulos. He visto interesante hacer una recopilación de esos medios, que están a disposición de todos por poco dinero:

Enchufe temporizador

Existen varios enchufes temporizadores en el mercado a cual más feo. Básicamente se trata de un enchufe de fuerza con una rueda encima y provisto de una serie de hendiduras para determinar en qué intervalo horario queremos que el enchufe dispense energía eléctrica. Si vas con 14 € a la ferretería de la esquina, muy mal se te tienen que dar las cosas para que no salgas con uno de ellos. Sin embargo, una vez más Amazon es nuestro aliado (o nuestro enemigo) porque una simple búsqueda por el término enchufe temporizador nos da toda una miríada de posibilidades, igualmente feas que la original pero más baratas y más capaces. Allá cada uno con sus necesidades pero mi favorito es este enchufe Ansmann que detecta cuando todo lo conectado se ha quedado en stand-by (TV+DVD+TDT apagados con el mando a distancia por ejemplo) y se apaga, evitando todos esos consumos pasivos, y volviéndolo a encender todo con un botón rojo digno de la guerra fría. Feo pero eficaz.

Pero la pobreza no debe abocarnos a la estulticia estética. Belkin dispone de un enchufe temporizador blanco como el lomo de un armiño llamado Belkin Conserve que dispone simplemente de un botón de encendido y un selector que indica en cuanto tiempo el enchufe se apagará solo (1/2 hora, 3 horas o 6 horas). Este interesante enchufe cuesta 22 €, pero ha sido avistado (y comprado por mí) en Carrefour por sólo 16 €.

Medidor de consumo

Pero ¿dónde pongo estos enchufes? ¿Cual de mis aparatos está a sueldo de las eléctricas y consume vatios hora como si no hubiera un mañana? Para saberlo por 14 € (y por menos) tienes en Amazon y en cualquier ferretería un medidor de consumo rudimentario pero generalmente suficiente para hacer un mínimo muestreo en casa. Volviendo a Belkin, otro miembro de la familia Conserve incluye un medidor de consumo muy interesante que fue revisado en Xataka a principios de año y que cuesta 29 €, pero es como El Equipo A, es decir, si lo encuentras, quizá puedas comprarlo.

Enchufes Wi-Fi

Sin llegar a meternos de lleno en domótica pura, podemos avanzar desde la ferretería al siguiente escalón que sería… ¡sí, Belkin! Vemos como la popular marca de accesorios se consolida como el paso intermedio entre el diseño de ferretería y la domótica más compleja. La familia WeMo nos ofrece actualmente dos modelos interesantes, un enchufe Wi-Fi y otro que además incluye sensor de presencia. Ambos son controlables desde una aplicación para iOS desde la cual podremos administrar toda nuestra flota WeMo. ¿Su utilidad? Pues va en cada uno; podemos usar uno de estos enchufes para activar a distancia un radiador y así tener caliente la habitación, el salón o el baño antes de que lleguemos a casa. Podemos tenerlo en el calentador eléctrico o en una simple lámpara para que funcione como luz de presencia. Belkin tiene más dispositivos similares en camino, como por ejemplo un interruptor Wi-Fi que sustituye los que tenemos y que nos permite activar en la distancia el encendido del alumbrado de casa.

Resumiendo…

Como podéis ver estos tres tipos de accesorios nos ofrecen un control muy básico de la casa y de su consumo, pero que puede suponer una mejora sustancial de nuestro confort sin necesidad de emplear demasiado dinero. El problema de la domótica hoy en día es que tiene unos precios muy elevados y que la falta de estándares compromete mucho la ampliación de las instalaciones. Con estos dispositivos que os recomiendo nos podremos quitar el antojo… al menos hasta el próximo podcast de iCharlas.

5 ideas sobre “Domótica para pobres”

Los comentarios están cerrados.