Reenamorarte de tu iPhone: Timesquare

La primera aplicación de la que quiero hablaros en esta serie de artículos es Timesquare (enlace iTunes).

Esta aplicación sirve simplemente para lo que anuncia: te permite cronometrar reuniones y eventos, para posteriormente clasificarlos por categorías, añadirles notas y poder generar informes para que veas dónde se va tu tiempo.

Cada una de estas sesiones cronometradas es denominada square. Pensando en un uso profesional, puedes añadir a cada square un precio por hora, e incluso determinar cuánto tiempo de ese square no es facturable. Antes de guardarlo definitivamente y tras añadirle estos datos, también puedes modificar la hora de comienzo y final, por si se te olvidó activar el cronómetro justo al empezar la reunión o se te olvidó apagarlo justo al terminar. Si el olvido fue total, también puedes añadir un square completamente a mano. Incluso puedes estar cronometrando varios squares a la vez.

Las categorías, aparte de para su utilidad evidente, te permiten autoconfigurar muchas cosas de un square; pueden llevar predeterminado un precio por hora e incluso estar geolocalizadas, para que cualquier square que se comience a cronometrar en una determinada localización, automáticamente sea asignado a una determinada categoría sin que tengas que hacerlo a mano posteriormente. La geolocalización también se puede aplicar a mano independientemente a cada square.

Los informes de texto son bastante configurables y se pueden exportar por email, a Google Docs o a Dropbox (donde también puedes hacer backup de la base de datos). El punto débil de la aplicación viene en los informes gráficos, de los cuales sólo hay un tipo que podéis ver en la captura. En este ejemplo he seleccionado ver un gráfico con todas las categorías de squares que uso, por ello los múltiples colores.

Yo lo uso sobre todo en el trabajo: en mi empresa mantenemos varios tipos de reuniones y las cronometro. Hace poco tuvimos un día especialmente intenso de reuniones y le pasé un informe al jefe del tiempo empleado, lo cual el hombre me agradeció (#pelota). Todos los que trabajamos en una oficina siempre tenemos la sensación de que perdemos mucho tiempo al día con las reuniones. Ahora he podido comprobar que es así. Yo, que soy muy formal, también estoy cronometrando el tiempo que tardo en salir a almorzar, para asegurarme de que nadie me pueda sacar los colores 😉

El soporte que ofrece el programador es bastante bueno y la aplicación recibe actualizaciones frecuentes. La última ha sido grande, pasando a la versión 2.0, y ha introducido la auto-geolocalización por categorías que he comentado antes y también mejoras en los informes, la velocidad de la aplicación, el interface y la traducción. Esto de la traducción es una pena ya que ahora cuando grabas un square te dice Square guardado con éxito cuando yo ya me había acostumbrado al mucho más exótico Square criado con suceso.

Timesquare cuesta 0,79 € (enlace iTunes) y por ese precio, en la más clásica tradición del #tapflojo, creo que podéis darle una oportunidad.

3 ideas sobre “Reenamorarte de tu iPhone: Timesquare”

Los comentarios están cerrados.